Dual SIM: ¿excentricidad o utilidad?

Todos estamos familiarizados con esta terminología telefónica, la tarjeta SIM, es la responsable de que nuestro espectacular teléfono móvil de última generación, disponga de conexión telefónica y línea de teléfono, número incluido. Ahora bien, cada vez es más habitual, encontrar entre las especificaciones técnicas de los smartphones, el término dual SIM. No se trata de una novedad, de hecho, reliquias de la telefonía móvil de primera generación ya contaban con esta posibilidad. Sin embargo, si es algo que va cobrando relevancia con el paso del tiempo. Resulta fácil saber en que consiste: dual SIM viene a ser, la posibilidad de insertar dos tarjetas SIM en un mismo teléfono.

Ahora bien, algunos andamos perdidos en el medio. ¿Se trata de algo útil? ¿Necesario? ¿Tal vez sea la posibilidad que reclaman los más excéntricos para “fardar” de estar a la última? Como no sabemos mucho al respecto, más allá de lo ya dicho, no hemos dudado en consultar con nuestros compañeros de OROC que, como profesionales del sector de la telefonía, nos han hablado de las posibilidades que ofrece este tipo de tecnología.

Como ya hemos comentado, cada vez es mas habitual encontrar en el mercado, teléfonos móviles Android Dual SIM y, como también hemos comentado, estos teléfonos, no son otra cosa que terminales en los que se pueden poner dos tarjetas SIM. Cada una de ellas, con su propio número de teléfono, operador de telefonía y tarifa correspondiente. Como también nos hemos planteado, no nos queda muy claro si se trata de una extravagancia o algo ventajoso.

Puesto que, en muchas ocasiones, lo que sucede es que la tecnología nos confunde, más que la misma noche, con nomenclaturas extrañas e incomprensibles, de forma irremediable, pensamos que con la tecnología dual SIM, ocurre lo mismo. Sin embargo, en este caso, la simpleza del término, se corresponde con la simpleza de su función: se trata de teléfonos en los que se pueden utilizar de forma simultanea dos tarjetas SIM.

No resulta raro el hecho de que los móviles chinos, fueron precursores principales de implementar la tecnología dual SIM en los terminales Android y acercarlo a las masas. Actualmente, esa aparente extravagancia, es tan factible que, lo raro es encontrar algún dispositivo que no sea dual SIM. Para saber si un móvil es o no dual Sim, basta con consultar las hojas de especificaciones técnicas donde, en el apartado de conectividad, consta.

Gracias a está tecnología, puedes disponer en un mismo teléfono el número del trabajo y el personal, o dos números correspondientes a operadoras diferentes para maximizar la cobertura y aprovechar mejor las diferentes tarifas, por ejemplo. Los teléfonos móviles Android Dual SIM, suelen disponer de forma habitual, de herramientas que permiten utilizar dos cuentas de WhatsApp, una por cada número de teléfono.

Tipos de dispositivos dual SIM

Resulta que no todos los móviles, dual SIM, se crearon igual, razón de más para conocer los diferentes tipos que se pueden encontrar en el mercado, si estás interesado en disponer de varios números de teléfono en tu móvil. Algunos de los aspectos que hay que considerar, son el tipo de ranura y la conectividad.

En lo que respecta al tipo de ranura, contemplar si se trata de un slot dedicado o híbrido. En el segundo caso, disponer de un slot híbrido, implica que se utiliza el mismo slot para la MicroSD y para la segunda tarjeta SIM. Esta característica, determina que no podrán ser utilizadas al mismo tiempo. Si adquieres un teléfono dual SIM que soporta tarjetas MicroSD, habrá que elegir entre utilizar la segunda SIM o prescindir de la memoria extra. Para los usuarios que tienen claro que van a utilizar ambas cosas, necesitarán comprar un dispositivo que cuente con un slot dedicado para cada tarjeta SIM.

 

Por otro lado, se encuentra el tipo de conectividad de la segunda tarjeta SIM. En los teléfonos antiguos, lo más común era que la segunda tarjeta, permaneciera en Standby (Dual SIM Standby), no pudiendo utilizarla para realizar o recibir llamadas hasta que fuera activada. Actualmente, es más habitual, encontrarse con dispositivos con DSDA (Dual SIM Dual Standby), que permiten mantener las dos tarjetas SIM activas en todo momento sin la necesidad de montar dos transceptores en el dispositivo.

Cabe señalar que, aun estando activas, no se gestionan del mismo modo. Es común que los teléfonos dual SIM no permitan utilizar la última conectividad en las dos tarjetas. Es decir, la SIM principal podrá utilizar la red 5G para funcionar, en tanto que la SIM secundaria, solo podrá aprovecharse de la 4G. Si la pretensión es que las dos tarjetas estén a la última, hay que fijarse en que el teléfono soporte Dual SIM 5G + 5G.

Básicamente, esto es lo que hay que tener en cuenta a la hora de adquirir un teléfono con el que tengamos la intención de utilizar dos tarjetas SIM sin necesidad de disponer de dos dispositivos diferentes.

¿Utilidad? Algunas ventajas, ofrece

A parte de la evidente, poder utilizar dos números de teléfono configurados en un mismo dispositivo, en casos concretos, esta tecnología puede resultar muy ventajosa.

La posibilidad de disponer de tu número personal y el del trabajo en el mismo aparato, es una de ellas. Pueden hacerse llamadas y recibirlas, en ambas líneas telefónicas sin tener que llevar siempre dos teléfonos, algo que, puede resultar un engorro, para ser honestos.

Permite maximizar la cobertura, al contratar tarifas diferentes con diferentes operadoras, se puede aprovechar al máximo la cobertura y alternar entre ellas, en función de la disponibilidad de cobertura del momento. Algo tremendamente útil en caso de estar en un lugar como el campo, donde algunas compañías no prestan buena cobertura, mientras que otras sí.

Aprovechar las diferentes tarifas, es una de las ventajas más conocidas y clásicas. Puedes contratar un tarifa para cada SIM y utilizar una u otra de forma indistinta y según convenga. Aunque en la actualidad, lo que más se lleva es la tarifa plana, puede haber quien prefiera disponer de una tarifa nocturna y otra diurna. Algo que puede aplicarse igualmente, a los datos para navegar por la red.

Otra de sus ventajas y utilidades se presta en los viajes al extranjero. Salir de Europa, ya no de España, puede requerir de hacerse con una tarjeta local para disponer de datos y hacer llamadas. Con un teléfono dual SIM, no es necesario disponer de dos aparatos, es posible mantener la SIM habitual como secundaria para poder seguir en contacto, mientras la SIM local, se utiliza como principal durante el tiempo de estancia en el país que sea.

Configuración de un teléfono móvil dual SIM

Utilizar un teléfono con tecnología dual SIM, es en primera instancia, muy sencillo: lo único que hay que hacer es poner cada tarjeta en su ranura correspondiente y encender el dispositivo. Salvo casos en los que la tarjeta SIM sea virtual o eSIM. Porque sí, en la actualidad, existen, aunque todavía pocos, móviles con eSIM que permiten utilizar una tarjeta sin tenerla en soporte físico.

Android soporta el uso de varias SIM desde hace lustros, mientras que Google, no se ha molestado demasiado en unificar su uso, hasta que sus últimos modelos de teléfono han incorporado el soporte. De tal modo que, en la mayoría de los casos, es labor del fabricante añadir o no la configuración de dual SIM en los dispositivos. Este detalle, solo viene a decir que la configuración puede variar en función de la marca del teléfono.

A la hora de llevar a cabo la configuración, aun pudiendo variar, como decimos de un teléfono a otro, suele encontrarse en el menú, Redes e Internet o similares, en Tarjetas SIM. Las opciones que aparecen en este apartado, pueden variar de una a otra capa, pero es casi seguro que dispondrá de una opción para activar o desactivar una SIM por completo, elegir la SIM preferida para datos, llamadas y SMS.

Lo más normal es que el usuario este obligado a elegir una de las SIM para los datos y que, a la hora de realizar llamadas o enviar SMS pueda elegirse la opción de preguntar cada vez. Elegir esta opción, conlleva que cada vez que el usuario vaya a realizar una llamada o enviar un SMS, la aplicación que, debe soportar a su vez dual SIM, pregunte, cual de ellas se quiere utilizar.

También es común que los dual SIM, dispongan de un ajuste rápido en el teléfono para cambiar la SIM activa o modificar la que se está utilizando para datos en un momento concreto. Esta opción resulta de gran utilidad si te quedas sin datos en la SIM principal, pero dispones de gigas en la SIM secundaria.

Estos ajustes son para las llamadas, datos y SMS, todavía queda el tema de aprovechar el segundo número en apps como WhatsApp. En este caso en particular, Android no dispone de una herramienta para clonar apps, por lo que depende del si el teléfono dispone de ella o no. Normalmente, la trae de serie por lo que, mediante esta herramienta, se crea una copia de la app de manera que, puedan utilizarse ambos números en dos cuentas diferentes.

Hasta aquí, todo lo referente a la dual SIM y sus utilidades. Extravagancia o no, lo cierto es que puede ser muy útil.

 

 

Mas comentados

No te detengas aquí

Más para explorar